06:55

El comunismo la peste del siglo XXI

Si Rusia no es consagrada a mi inmaculado corazón, exparcirá sus errores por todo el mundo.
Angie W.
La Iglesia siempre ha condenado el Comunismo y ha defendido la Propiedad Privada.
La Propiedad Privada según la Sagrada Escritura
denzingerbergoglio.com/escrituras/

7º y 10º mandamiento: No robarás, no codiciarás los bienes de tu prójimo
No robarás. No darás testimonio falso contra tu prójimo. No codiciarás la casa de tu prójimo, ni codiciarás la mujer de tu prójimo, ni su siervo, ni su sierva…More
La Iglesia siempre ha condenado el Comunismo y ha defendido la Propiedad Privada.
La Propiedad Privada según la Sagrada Escritura
denzingerbergoglio.com/escrituras/

7º y 10º mandamiento: No robarás, no codiciarás los bienes de tu prójimo
No robarás. No darás testimonio falso contra tu prójimo. No codiciarás la casa de tu prójimo, ni codiciarás la mujer de tu prójimo, ni su siervo, ni su sierva, ni su buey, ni su asno, ni nada que sea de tu prójimo. “ (Ex 20,15-16)

Moisés da testimonio que el decálogo fue entregado por el mismo Dios
No robarás. No darás testimonio falso contra tu prójimo. No desearás la mujer de tu prójimo, no codiciarás su casa, su campo, su siervo o su sierva, su buey o su asno: nada que sea de tu prójimo. Estas palabras dijo Yahveh a toda vuestra asamblea, en la montaña, de en medio del fuego, la nube y la densa niebla, con voz potente, y nada más añadió. Luego las escribió en dos tablas de piedra y me las entregó a mí. (Dt 5,19-22)

El libro del Levítico establece la licitud de la propiedad Privada
Declararéis santo el año cincuenta, y proclamaréis en la tierra liberación para todos sus habitantes. Será para vosotros un jubileo; cada uno recobrará su propiedad, y cada cual regresará a su familia. Este año cincuenta será para vosotros un jubileo: no sembraréis, ni segaréis los rebrotes, ni vendimiaréis la viña que ha quedado sin podar, porque es el jubileo, que será sagrado para vosotros. Comeréis lo que el campo dé de sí. En este año jubilar recobraréis cada uno vuestra propiedad. Si vendéis algo a vuestro prójimo o le compráis algo, ved que nadie dañe a su hermano. (Lv 25,10-14)

La tierra es propiedad de Dios, no obstante el Levítico establece la licitud de la propiedad privada y de su usufructo
La tierra no puede venderse para siempre, porque la tierra es mía, ya que vosotros sois para mí como forasteros y huéspedes. En todo terreno de vuestra propiedad concederéis derecho a rescatar la tierra. Si se empobrece tu hermano y vende algo de su propiedad, su rescatador más cercano vendrá y rescatará lo vendido por su hermano. Si alguno no tiene rescatador, adquiera por sí mismo recursos suficientes para su rescate; calcule los años pasados desde la venta y devuelva al comprador la cantidad del tiempo que falta; así volverá a su propiedad. Pero si no halla lo suficiente para recuperarla, lo vendido quedará en poder del comprador hasta el año jubilar, y en el jubileo quedará libre; y el vendedor volverá a su posesión. Si uno vendiere una vivienda en ciudad amurallada, su derecho a rescatarla durará hasta que se cumpla el año de su venta; un año entero durará su derecho de rescate. En caso de no ser rescatada para él dentro de un año entero, la casa situada en ciudad amurallada quedará a perpetuidad para el comprador y sus descendientes y no quedará libre en el jubileo. Mas las casas de las aldeas sin murallas que las rodeen serán tratadas como los campos del país: hay derecho de rescate y en el año jubilar quedan libres. (Lv 25,23-32)

El privilegio que asiste a los levitas en materia de propiedad privada
En cuanto a las ciudades de los levitas, los levitas tendrán siempre derecho de rescate sobre las casas de las ciudades de su propiedad. En el caso de que se haya de rescatar de mano de un levita, lo vendido – una casa que es propiedad suya en la ciudadquedará libre en el jubileo; porque las casas de las ciudades de los levitas son su propiedad en medio de los israelitas. No pueden venderse los campos que rodean sus ciudades, pues son su propiedad para siempre. (Lv 25,32-34)

Dios legitima el derecho a heredar la propiedad privada
¿Por qué ha de ser borrado de su clan el nombre de nuestro padre, sólo por no haber tenido hijos? Danos alguna propiedad entre los hermanos de nuestro padre. Moisés expuso su caso ante Yahveh. Respondió Yahveh a Moisés: “ Han hablado bien las hijas de Selofjad. Dales, pues, en propiedad una heredad entre los hermanos de su padre; traspásales a ellas la herencia de su padre. Y dirás a los israelitas: Si un hombre muere y no tiene ningún hijo, traspasará su herencia a su hija. Si tampoco tiene hija, daréis la herencia a sus hermanos. Si tampoco tiene hermanos, daréis la herencia a los hermanos de su padre. Y si su padre no tenía hermanos, daréis la herencia al pariente más próximo de su clan, el cual tomará posesión de ella. Esta será norma de derecho para los israelitas, según lo ordenó Yahveh a Moisés. (Nm 27,4-11)

Dios no odia a los ricos
No comeré hasta no haber dicho lo que tengo que decir. A lo que respondió Labán: Habla. Yo soy, dijo, siervo de Abraham. Yahveh ha bendecido con largueza a mi señor, que se ha hecho rico, pues le ha dado ovejas y vacas, plata y oro, siervos y esclavas, camellos y asnos. (Gn 24,33-35)

Isaac instalado en Guerar y bendecido por Dios se hace riquísimo
Isaac sembró en aquella tierra, y cosechó aquel año el ciento por uno. Yahveh le bendecía y el hombre se enriquecía, se iba enriqueciendo más y más hasta que se hizo riquísimo. Tenía rebaños de ovejas y vacadas y copiosa servidumbre. Los filisteos le tenían envidia. (Gn, 26,12-14)

Abran y Lot: dos hombres ricos y amados por Dios
[Abran] … adquirió ganado menor y mayor, asnos, siervos y siervas, asnas y camellos. (…) el Faraón dispuso que unos hombres lo condujeran fuera, a él y a su mujer, con toda su hacienda. (Gn 12,16.20)
Era Abrán muy rico en ganado, en plata y en oro (Gn 13,2)
También Lot, que acompañaba a Abrán, poseía ganado menor y mayor, y tiendas, de modo que la tierra no les bastaba para poder habitar juntos, porque su hacienda era mucha y no había espacio suficiente para los dos a la vez. (Gn 13,5- 6)

Jacob se enriquece con su trabajo y habilidad
Así éste [Jacob] se enriqueció muchísimo y llegó a tener rebaños numerosos, siervas y siervos, camellos y asnos. (Gn 30,43)

Job recompensado por el Señor con grandes riquezas
Yahveh bendijo la nueva vida de Job más aún que la primera. Job llegó a poseer catorce mil ovejas y seis mil camellos, mil yuntas de bueyes y mil asnas. (Job 42,12)

El dueño de la parábola de la viña posee pleno derecho a usufructuar de su propiedad
Angie W.
I – La funesta doctrina comunista versus la divina doctrina cristiana
II – Sistema intrínsecamente perverso condenado por la Iglesia


denzingerbergoglio.com/pio-xi/

El sistema comunista, sus autores y defensores están condenados
Nos condenamos el sistema, a sus autores y defensores, quienes han considerado a Rusia como el terreno más apto para realizar un sistema elaborado hace mucho tiempo y …More
I – La funesta doctrina comunista versus la divina doctrina cristiana
II – Sistema intrínsecamente perverso condenado por la Iglesia


denzingerbergoglio.com/pio-xi/

El sistema comunista, sus autores y defensores están condenados
Nos condenamos el sistema, a sus autores y defensores, quienes han considerado a Rusia como el terreno más apto para realizar un sistema elaborado hace mucho tiempo y desde Rusia extenderlo por todo el mundo. (www.vatican.va/…/hf_p-xi_enc_193…)
El comunismo es intrínsecamente perverso y no se puede colaborar con él en ningún terreno
Procurad, venerables hermanos, con sumo cuidado que los fieles no se dejen engañar. El comunismo es intrínsecamente perverso, y no se puede admitir que colaboren con el comunismo, en terreno alguno, los que quieren salvar de la ruina la civilización cristiana. Y si algunos, inducidos al error, cooperasen al establecimiento del comunismo en sus propios países, serán los primeros en pagar el castigo de su error; y cuanto más antigua y luminosa es la civilización creada por el cristianismo en las naciones en que el comunismo logre penetrar, tanto mayor será la devastación que en ellas ejercerá el odio del ateísmo comunista. (www.vatican.va/…/hf_p-xi_enc_193…)
denzingerbergoglio.com/la-congregacion…

Prohibición formal de cooperar con partidos comunistas. Excomunión latae sententiaea
rogelio ernesto
Recuerdo que en una homilía, el sacerdote dijo: Hítler el peor monstruo que una madre haya concebido, y yo me dije, que pasó entonces con Lenin, Stalin, Castro, Mao, etc.
Roosevelt era comunista, el ayudo a Rusia en la Segunda Guerra. Sin capitalismo no hay c o m u n i s m o.