igork
Muy triste que se hayan infiltrado y encumbrado semejantes demonios humanos.
Pero eso tenía que pasar, la santa iglesia tiene que padecer antes de la segunda venida de Nuestro Señor Jesús.