Beatriz Soriano
Cómo podemos contactar al padre?
Cielo&Tierra*conBXVI*
No se, yo creo por medio del Sr. Henry de Radio Rosa Mística
bear
Oremos por este sacerdote fiel a Nuestro Señor, fuera bergoglio el Usurpador! La acusación no va a ser que bergoglio sea papa! Que ridículos! Que San Juan Bautista lo asista en esta prueba por decir la Verdad.
Eric M
Dios guarde y proteja a este sacerdote valiente. Son pocos los miembros de la jerarquía que son leales a la verdad y al único Papa Legítimo, Benedicto XVI.
Cielo&Tierra*conBXVI*
Gloriosa Reina del cielo, sublime Señora de los Ángeles, desde el principio Dios os dio la virtud y la misión de aplastar la cabeza de Satanás. Muy humildemente os suplicamos de enviarnos vuestras legiones celestiales para que bajo vuestro mando y por vuestra virtud, repriman a los espíritus malignos, los combatan en todas partes, confundan su osadía y los arrojen al infierno.

Gloriosísima Madre…
More
Gloriosa Reina del cielo, sublime Señora de los Ángeles, desde el principio Dios os dio la virtud y la misión de aplastar la cabeza de Satanás. Muy humildemente os suplicamos de enviarnos vuestras legiones celestiales para que bajo vuestro mando y por vuestra virtud, repriman a los espíritus malignos, los combatan en todas partes, confundan su osadía y los arrojen al infierno.

Gloriosísima Madre de Dios, enviad vuestros ejércitos invencibles para que nos ayuden en la lucha contra los emisarios del infierno entre los hombres; frustrad los planes de los ateos y confundid a los impíos; concededles la gracia de la luz y conversión, para que con nosotros alaben a la Santísima Trinidad y honren a Vos, nuestra Madre clemente, piadosa y dulce.

Patrona poderosa, que vuestros Ángeles protejan vuestras Iglesias y Santuarios en todo el mundo. Que protejan las casas de Dios, los lugares sagrados, las personas y cosas, y especialmente la Santísima Eucaristía. Preservadlas de la profanación, del robo, de la destrucción y desacralización. Preservadlas, Señora nuestra!

OH Madre celestial, sed asimismo el amparo de nuestras cosas, de nuestras moradas y familias contra la maldad y astucia de nuestros enemigos visibles e invisibles. Que vuestros santos Ángeles habiten en ellas y reine devoción, paz y gozo en el Espíritu Santo!

¿Quién como Dios? ¿Quién como Vos, Reina de los Ángeles y Terror del infierno? OH clemente, OH dulce Madre de Dios, y Madre inmaculada del Rey de los Ángeles “que ven continuamente la cara del Padre que está en los cielos”, Vos sois para siempre nuestro amor y amparo, nuestra esperanza y nuestra gloria!

San Miguel, santos Arcángeles, defendednos, protegednos! Amen.


Virgen Maria cubre con tu manto a tus consagrados fieles.