Clicks9
jamacor

Gracelife: el templo protestante que desafía al gobierno canadiense

Gracelife: el templo protestante que desafía al gobierno canadiense

Por Carlos Esteban | 12 abril, 2021
El gobierno canadiense está aprovechando la excusa de la pandemia para destruir el culto público, aseguran los feligreses de la iglesia protestante de Gracelife, cuyo perímetro ha sido vallado por las autoridades por incumplimiento de la normativa contra la pandemia.

James Coates, pastor del templo protestante de Gracelife ha pasado un mes detenido por celebrar oficios en desafío a las draconianas normas canadienses contra la pandemia, que, aseguran los feligreses, discriminan descaradamente a los fieles cristianos. De hecho, y ante las continuas protestas masivas, las autoridades han levantado una valla en torno al templo.

“He colaborado a menudo con iglesias clandestinas en países totalitarios”, confiesa el periodista canadiense Joel Abbott. “Pero nunca pensé que Canadá se convertiría en uno de ellos”.

Ayer había docenas de policías antidisturbios en torno al templo, después de que un grupo de ciudadanos (la mayoría, ajenos a la iglesia) llegaran con la intención de echar abajo la valla.

Coates, que ha pasado 35 días en una prisión de máxima seguridad, ha confirmado que seguirá celebrando el culto, aunque no especificó dónde. Se convierte así en la primera iglesia cristiana clandestina de Canadá, quizá de todo Occidente, aunque no es probable que sea la última.

El pasado domingo, la iglesia hizo público el siguiente comunicado: «El cierre de las instalaciones de Gracelife ha provocado comprensiblemente una significativa indignación popular y movido a concentraciones de protestas cada vez mayores. Los ciudadanos de Alberta tienen derecho de reunión, de asociación y culto consagrado por la Constitución. Al tomar las medidas que ha tomado, cuando la cuestión está aún pendiente de la decisión de los tribunales, el gobierno de Alberta ha creado una situación de enfrentamiento aún mayor. Es hora de poner fin a estas medidas de confinamiento injustificadas, arbitrarias y sin base científica».

infovaticana.com/…lo-protestante-que-desafia-al-gobierno-canadiense/