dns87
40
Ya no es tiempo de preocupaciones mundanales. El Señor ya está a la puerta, podemos ver en los signos y saber que aquellos que no acepten la marca no podrán comprar ni vender, debemos resistir y negarnos …More
Ya no es tiempo de preocupaciones mundanales.

El Señor ya está a la puerta, podemos ver en los signos y saber que aquellos que no acepten la marca no podrán comprar ni vender, debemos resistir y negarnos a las imposiciones del gobierno y de la iglesia, un poco más y seremos liberados de nuestras cargas y fatigas. Ojalá Dios nos encuentre irreprochables y podamos ser siempre bienaventurados.