01:33
Clarissa
3591.4K

¿No estoy yo aquí?

No tengas miedo, no estoy yo aquí; que soy tu Madre...
eucarandal likes this.
gioiafelice
E’ una Madonna dal volto nobile, di colore bruno, mani giunte, vestito roseo, bordato di fiori.
maryjesu likes this.
maryjesu
pequeno and one more user like this.
pequeno likes this.
pulentopato likes this.
Pablo Apóstol
Luzmaría


¿No estoy yo aquí?
jahfuentes
Gracias Madre de Dios.
Gracias hermosa jovencita de Nazaret.
Gracias Madre de Gracia.
Oh María, concebida sin pecado ruega por nosotros que recurrimos a ti.
Te ruego que intercedas por mi para que aumente mi confianza en el Corazón de tu Divino Hijo y en tu amor Madre mía.

-Gracias Clarissa
Flor María
Siempre me ha impresionado la fe y devoción del pueblo mexicano hacia “la Morenita del Tepeyac” y aunque aún no he tenido el hermoso privilegio de visitarle en su Santuario, sé que María está cerca de mí y aún en la distancia la dulzura de su mirada es como amparo divino que me protege siempre y en todo momento, ¡cómo no amar a la Virgen de Guadalupe! Desde pequeño tengo arraigado en el corazón …More
Siempre me ha impresionado la fe y devoción del pueblo mexicano hacia “la Morenita del Tepeyac” y aunque aún no he tenido el hermoso privilegio de visitarle en su Santuario, sé que María está cerca de mí y aún en la distancia la dulzura de su mirada es como amparo divino que me protege siempre y en todo momento, ¡cómo no amar a la Virgen de Guadalupe! Desde pequeño tengo arraigado en el corazón un especial amor por Ella; mi familia, especialmente mí abuela, siempre me inculcó el cariño y la especial veneración que debía tenerle.
Flor María
Recuerdo que, como es tradición en mi país El Salvador, siempre mis hermanas, mis primos y yo tuvimos un trajecito de “indito” (en recuerdo y homenaje de San Juan Diego) que mi abuelita había confeccionado para que cada 12 de diciembre pudiéramos hacer la visita a la Virgen de Guadalupe, en la pequeña Basílica dedicada a Ella en estas tierras; recuerdo como cada año, hacíamos la larga fila de …More
Recuerdo que, como es tradición en mi país El Salvador, siempre mis hermanas, mis primos y yo tuvimos un trajecito de “indito” (en recuerdo y homenaje de San Juan Diego) que mi abuelita había confeccionado para que cada 12 de diciembre pudiéramos hacer la visita a la Virgen de Guadalupe, en la pequeña Basílica dedicada a Ella en estas tierras; recuerdo como cada año, hacíamos la larga fila de veneración junto a tantos fieles venidos de todas las partes del país, había que pasar allí varias horas para poder pasar ante su altar y poder ofrendarle hermosas flores de pascua en el caso de las niñas (dependiendo del país, también se les conoce como “pastora”, “pascuero”, “noche buena”, etc.) y en el caso de los niños una pequeña “cebadera” (un tipo de bolsa o morral) o un “tecomate” (recipiente para guardar agua)… Y aunque hoy ya no soy un niño y talves ya no me vista de esa forma, la emoción que siento cada vez que le visito y la veo siempre es especial, tanto que no podría imaginarme como sería el poder visitarle en su Santuario del Tepeyac.
One more comment from Flor María
Flor María
AMarina likes this.
AMarina
Con el tiempo he entendido que esta bonita devoción a María debo llevarla más allá del día de su fiesta y que el pequeño peregrinaje que desde pequeño realizaba hasta su altar, es el reflejo de mi peregrinar cristiano hasta el encuentro del “verdadero Dios por quien se vive“, y dónde también me esperará mi Madre María con sus brazos abiertos. Se que la historia de las apariciones de Guadalupe es …More
Con el tiempo he entendido que esta bonita devoción a María debo llevarla más allá del día de su fiesta y que el pequeño peregrinaje que desde pequeño realizaba hasta su altar, es el reflejo de mi peregrinar cristiano hasta el encuentro del “verdadero Dios por quien se vive“, y dónde también me esperará mi Madre María con sus brazos abiertos. Se que la historia de las apariciones de Guadalupe es apasionante y que nos ha sido transmitida fielmente desde el mismo Juan Diego, desde México a toda América y el mundo entero, pero este 12 de diciembre quisiera compartirles algo más que una síntesis de ello, más bien, decirles que como hijos de tan Buena Madre como lo es Ella, nuestra devoción debe hacerse vida:
AMarina
One more comment from AMarina
AMarina
Patricia Manta likes this.
Patricia Manta
¿NO ESTOY YO AQUÍ?

MARTÍN VALVERDE

Ahí en el dolor
en el fragor de mis batallas
Ahí, tu manto me envuelve
a Cristo me lleva

Ahí, en las pruebas
el cielo se abre, tu voz me dice
¡No tengas miedo!
¿No estoy yo aquí que soy tu Madre?

¡No tengas miedo!
¿No estoy yo aquí que soy tu Madre?
Patricia Manta
One more comment from Patricia Manta
Patricia Manta
Tamara Rodero likes this.
Tamara Rodero
SIENTETE EL “MÁS PEQUEÑO DE SUS HIJOS”: San Juan Diego se la creyó, se sintió tan amado y protegido por la Virgen que su fe y devoción nos ha sido heredada por generaciones; piensa una cosa, una Madre siempre cuida de sus hijos, Ella cuida de nosotros, somos sus hijitos, no nos desamparará y en nuestras noches oscuras nos iluminará con la luz de Jesús.
Tamara Rodero
CONFÍA EN SU INTERCESIÓN: Cuándo Ella se presenta a Juan Diego precisamente se revela como “la perfecta siempre virgen santa María, madre del verdaderísimo Dios por quien se vive, el creador de las personas, el dueño de la cercanía y de la inmediación, el dueño del cielo, el dueño de la tierra…”; teniendo tal carta de presentación, ¿no crees que Ella es capaz de interceder por tus necesidades…More
CONFÍA EN SU INTERCESIÓN: Cuándo Ella se presenta a Juan Diego precisamente se revela como “la perfecta siempre virgen santa María, madre del verdaderísimo Dios por quien se vive, el creador de las personas, el dueño de la cercanía y de la inmediación, el dueño del cielo, el dueño de la tierra…”; teniendo tal carta de presentación, ¿no crees que Ella es capaz de interceder por tus necesidades?
Clara Inocencia
Le dijo entonces que subiera el cerro y que cortara las flores que encontrara. Juan Diego obedeció, y muy asombrado, descubrió muchas hermosas flores allá arriba, aunque no era el tiempo de ellas. Cortó las flores y las puso dentro de su tilma (manto fabricado por los indígenas), para regresar después hasta la Señora. Ella tomó las flores en Sus manos y las volvió a poner en el hueco de la …More
Le dijo entonces que subiera el cerro y que cortara las flores que encontrara. Juan Diego obedeció, y muy asombrado, descubrió muchas hermosas flores allá arriba, aunque no era el tiempo de ellas. Cortó las flores y las puso dentro de su tilma (manto fabricado por los indígenas), para regresar después hasta la Señora. Ella tomó las flores en Sus manos y las volvió a poner en el hueco de la tilma. Y lo encaminó entonces con el obispo, diciéndole que le enseñara lo que llevaba.
Clara Inocencia
Cuando Juan Diego llegó al palacio, tuvo que esperar mucho rato para ver al obispo. Le contó toda la historia, acerca de la Señora, el cerrito, las flores, las órdenes de Ella. Todo este tiempo sostenía el borde de su tilma, con las flores adentro. Finalmente el obispo le pidió que mostrara lo que cargaba. Cuando abrió su manto, las flores rodaron por el suelo, y ahí, sobre la blanca tela, …More
Cuando Juan Diego llegó al palacio, tuvo que esperar mucho rato para ver al obispo. Le contó toda la historia, acerca de la Señora, el cerrito, las flores, las órdenes de Ella. Todo este tiempo sostenía el borde de su tilma, con las flores adentro. Finalmente el obispo le pidió que mostrara lo que cargaba. Cuando abrió su manto, las flores rodaron por el suelo, y ahí, sobre la blanca tela, apareció la imagen de la Señora del Cielo, Nuestra Señora de Guadalupe.

Ese paño es el mismo que hoy apreciamos dentro del templo construido sobre el Tepeyac. He estado allí muchas veces. La imagen de la Virgen está a la vista de todos. Sobre un muro, en grandes caracteres, se pueden leer las mismas palabras que la Virgen le dirigió a Juan Diego: "No temas. ¿No estoy yo aquí, que soy tu Madre? ¿Necesitas algo más?"
Ana Gracia likes this.
2 more comments from Clara Inocencia
Clara Inocencia
Al escribir esto siento profundas emociones. No puedo explicarlo. No soy lo que se llama una persona religiosa; sin embargo, cada vez que leo el Nican Mopohua, o que recuerdo esas palabras, o cuando voy al Tepeyac a saludarla a Ella, algo se remueve muy dentro de mí. Sé que Ella está allí, mirándome, diciéndome que no tema, que confíe, que mire hacia el futuro con tranquilidad, porque Ella …More
Al escribir esto siento profundas emociones. No puedo explicarlo. No soy lo que se llama una persona religiosa; sin embargo, cada vez que leo el Nican Mopohua, o que recuerdo esas palabras, o cuando voy al Tepeyac a saludarla a Ella, algo se remueve muy dentro de mí. Sé que Ella está allí, mirándome, diciéndome que no tema, que confíe, que mire hacia el futuro con tranquilidad, porque Ella siempre estará presente, cuidándome.

Nuestra Señora de Guadalupe nos ha acompañado siempre: en la guerra y en la paz, en alegrías y tristezas, en la vida y en la muerte. Ella fue el estandarte de los ejércitos de Hidalgo y de Morelos. La invocamos y buscamos en tiempos de desesperación y destrucción; en tiempos de serenidad y reconstrucción, ayer y hoy, como también lo haremos mañana. Sé que puedo ser un perfecto católico sin creer en Ella. Pero no veo cómo nadie puede considerarse un mexicano auténtico sin confiar en la Señora del Cielo, Nuestra Señora de Guadalupe.
Clara Inocencia
Lucecita Ángel
CONSTRUYE SU “CASITA SAGRADA”: La Virgen de Guadalupe le dijo a San Juan Diego que deseaba se levantará su casita sagrada “en dónde lo mostrare, lo ensalzare al ponerlo de manifiesto, lo daré a las gentes en todo mi amor personal, en mi mirada compasiva, en mi auxilio…”; hasta en eso es especial nuestra Madre, no quería un Templo para sí, sino para la gloria de su hijo Jesús, para mostrarle,…More
CONSTRUYE SU “CASITA SAGRADA”: La Virgen de Guadalupe le dijo a San Juan Diego que deseaba se levantará su casita sagrada “en dónde lo mostrare, lo ensalzare al ponerlo de manifiesto, lo daré a las gentes en todo mi amor personal, en mi mirada compasiva, en mi auxilio…”; hasta en eso es especial nuestra Madre, no quería un Templo para sí, sino para la gloria de su hijo Jesús, para mostrarle, para ensalzarle. Si amas a la Virgen de Guadalupe, haz que tú corazón sea esa casita sagrada que honre siempre al Señor con la vida misma.
Lucecita Ángel
One more comment from Lucecita Ángel
Lucecita Ángel
Esperanza Matinal
RECOGE Y PRESENTA SUS ROSAS: San Juan Diego recoge en la cima del Tepeyac las rosas que la Virgen le había encomendado presentar al obispo como prueba de su petición, a pesar de la aridez del lugar y del clima de la época. También nuestra época es muy fría y árida, como cristianos católicos, también hijos de María, recoge sus rosas, reza el rosario y preséntalas al mundo como prueba de tú …More
RECOGE Y PRESENTA SUS ROSAS: San Juan Diego recoge en la cima del Tepeyac las rosas que la Virgen le había encomendado presentar al obispo como prueba de su petición, a pesar de la aridez del lugar y del clima de la época. También nuestra época es muy fría y árida, como cristianos católicos, también hijos de María, recoge sus rosas, reza el rosario y preséntalas al mundo como prueba de tú amor a Dios y a María.
Esperanza Matinal
VE, INSISTE, PIDE, ESPERA… TODO POR TÚ MADRE: Juan Diego no se dejó vencer por un primer no, ante el encargo de la Madre, debía hablar con Fray Juan de Zumarraga, llevar su mensaje. Tú tampoco te dejes vencer por un no, lleva el mensaje de María, hacer la voluntad de Dios, ser siervos del Señor, Santa María de Guadalupe, Estrella de la Nueva Evangelización nos acompañará.
2 more comments from Esperanza Matinal
Esperanza Matinal
Esperanza Matinal
Leticia María
Sintámonos gozosos y alegres por nuestra Madre, la Virgen de Guadalupe, que desde el Tepeyac nos ve y nos sonríe para decirnos nuevamente “aquí estoy yo que soy tu Madre, no te aflijas, tú estás en mi regazo”. Ella es nuestra Madre Compasiva, a Ella acudimos, por Ella nos dejamos mirar, Ella nos conduce a Jesús.
Leticia María
Ella está siempre con nosotros, animando nuestro caminar cristiano, a Ella acudimos. Virgen María de Guadalupe, Madre del Verdadero Dios por quien se vive y Madre nuestra, Estrella de la Nueva Evangelización, ruega por nosotros, ruega por la Iglesia, ruega por México, por América, por el mundo entero.
Flor María likes this.
Flor María
Permite, pues, que mi corazón en amarte eternamente se ocupe, y mi lengua en alabarte, ¡Madre mía de Guadalupe! ¡Dueña mía, Señora, Reina, Dueña de mi corazón, mi Virgencita! haz que nunca angustie yo con duda alguna tu rostro, tu corazón; que con todo gusto vaya siempre a poner por obra tu aliento, tu palabra, que de ninguna manera lo deje jamás de hacer ni estime por molesto el camino" (.- V. …More
Permite, pues, que mi corazón en amarte eternamente se ocupe, y mi lengua en alabarte, ¡Madre mía de Guadalupe! ¡Dueña mía, Señora, Reina, Dueña de mi corazón, mi Virgencita! haz que nunca angustie yo con duda alguna tu rostro, tu corazón; que con todo gusto vaya siempre a poner por obra tu aliento, tu palabra, que de ninguna manera lo deje jamás de hacer ni estime por molesto el camino" (.- V. 63.), que sea siempre un fiel custodio de tu templo y de tu Imagen; que sea "tu querer, tu voluntad" que podamos ver pronto canonizado a tu "xocoyotito, al más pequeño de tus hijos" Juan Diego; que mi pobre vida, mi obra, y -si "por ventura llegara a ser digno, ser merecedor" (.- Ibidem, v. 9.) de testimonio tan excelso- también mi sangre, sean una proclamación del rendido amor y fe que te profesamos y profesaremos siempre "los más pequeños de tus hijos", tus hijos mexicanos.
Flor María
One more comment from Flor María
Flor María
ire
Hermosa!!
ire likes this.
Ana Luisa M.R